miércoles, 22 de septiembre de 2010

Mi Luz es vuestro refugio y vuestra salvación

"Señor, cuánto gozo al contemplarTe; cuánta alegría espiritual al escucharTe y cuánta paz al saber que somos tan mimados por Tu misericordiosa bondad".
"Mis hijos, caminen siempre mirando mi Luz de Verdad. Caminen llevando esa paz que sólo reflejan los que se dejan abrazar por Mí. Despierten, no estén adormecidos en la oscuridad, es hora de despertarse en Mi Luz y de consolar con Mi gracia a las almas. Apresúrense en llevar Mi Luz y en hacer que brillen muchas almas para que pueda Mi Corazón descansar en ellas. Veo mucha tristeza y mucha incomprensión. Veo muchas almas huérfanas de AMOR, esclavas del mundo que transitan bajo una oscura capa de inconstancia y desamor. Viven aferrados a falsos valores, esclavos de banalidades que destruyen.
Mis hijos, los veo a cada instante, sé cuánto aman y cuán lejos están algunos de Mi Luz, de Mi Corazón, que necesita desplegar su misericordia para que amen verdaderamente y no sean almas que sólo viven para ODIAR y para escabullirse en un mundo miserable que busca destruir y aniquilar, en un mundo que no es compasivo como lo es Mi Corazón.
No se evadan de Mi Luz, es vuestro refugio y vuestra salvación.
Despiértense, aún les falta mucho para amar y para ser fieles misioneros de Mi Verdad.
Los amo y les concedo mis gracias.
Mis rayitos de misericordia para que brillen e iluminen con fervor y bondad".

1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar